CANELONES DE POLLO

canelones de pollo

Los canelones de pollo son uno de esos platos que los niños adoran, y que me hace pensar que yo todavía tengo una gran parte de niño en mi, porque ¡hay que ver como me gustan!

La verdad es que es un plato muy completo, perfecto para una comida familiar y para lucirte con los tuyos de manera segura, porque quedan ricos no, ¡lo siguiente!
Te cuento como se preparan:

 

Receta de canelones de pollo: los ingredientes

  • 15 placas para canelones
  • 270 gr de pechuga de pollo
  • 2 cebolletas o 1 cebolla no muy grande
  • 100 ml de vino blanco
  • tomate frito
  • sal
  • pimienta
  • aceite de oliva
  • queso rallado al gusto
  •  
    para la bechamel:

  • 2 cucharadas de aceite
  • 50 gr de mantequilla
  • 50 gr de harina
  • leche entera (entre 600- 700 ml)
  • sal
  • nuez moscada
  •  
    canelones de pollo

    Como hacer canelones de pollo: la elaboración

    1

    Limpiamos las cebolletas y las picamos finitas. Las ponemos a pochar, a fuego suave, en una sartén con un poco de aceite caliente.

    2

    Mientras se cocinan las cebolletas limpiamos bien las pechugas, las troceamos en trocitos muy pequeños o las pasamos por la picadora y las salpimentamos. Cuando la cebolleta esté tierna y transparente, añadimos el pollo a la sartén, y dejamos cocinar, moviendo con un tenedor para quede suelto, hasta que haya cambiado de color. Incorporamos el vino blanco y subimos el fuego hasta que se haya evaporado el alcohol. Sacamos la carne a un plato y reservamos tapada.

    3

    Preparamos las láminas de canelones siguiendo las instrucciones del fabricante, en mi caso utilicé placas precocidas y las tuve que sumergir en agua caliente unos 20 minutos.
    3

    Pasamos ahora a preparar la bechamel que luego cubrirá los canelones de pollo: Echamos en una cazuela el aceite y la mantequilla. Cuando esté derretida añadimos la harina y movemos durante unos minutos al fuego (sin que llegue a tostarse). Iremos incorporando poco a poco la leche (mejor si está caliente) y removiendo continuamente con las varillas, a fuego lento, hasta que la salsa no tenga grumos y haya espesado al gusto. Condimentamos son sal y una pizca de nuez moscada.
    Añadimos unas cucharadas de bechamel a la carne de pollo que teníamos reservada, lo justo para que nos quede una mezcla jugosa, y el resto lo reservamos para el gratinado.

    4

    Solo nos queda montar los canelones:
    Repartimos un poco de la mezcla de carne en cada una de las láminas y las enrollamos y cerramos, apretando ligeramente para formar los canelones. Cubrimos una fuente aptar para horno con una capa de tomate frito y colocamos sobre ella los canelones de pollo, con el cierre para abajo. Sobre ellos repartimos la bechamel que nos había sobrado y espolvoreamos con queso rallado a nuestro gusto. Metemos al horno o microondas, a gratinar, hasta que los canelones de pollo estén doraditos.

    Mis consejos para preparar canelones de pollo :

    Uno de los claves para unos buenos canelones es, sin duda, el punto de la bechamel, debe quedar cremosa y jugosa pero no demasiado líquida. Respecto al relleno, lo puedes adaptar a tus gustos y añadirle algunos tropezones, por ejemplo de bacon o jamón para enriquecerlo.